Constitución de la República de Honduras

El 11 de enero de 1982 la Asamblea Nacional Constituyente aprobó el Decreto 131 que contiene la nueva Constitución de la República de Honduras. Ésta entró en vigencia el 20 de enero de 1982, con lo que quedó derogada la emitida el 3 de junio de 1965. En el transcurso de los últimos años, esta Constitución ha sufrido numerosas reformas como producto de los profundos cambios que el Estado y la sociedad hondureña han experimentado. En efecto, durante todo este periodo, el esfuerzo de las diferentes legislaturas se ha centrado en readecuar la Constitución de 1982 a las transformaciones de la vida institucional de Honduras. El texto constitucional, en su estado actual, es el mejor testimonio del dinamismo en que ha estado inmersa la nación en las postrimerías del siglo xx e inicios del nuevo milenio. Las reformas hablan del proceso de desmilitarización de la vida nacional; de la modernización del Poder Judicial; de la institucionalización de los derechos humanos; de la depuración de los procesos electorales; de la búsqueda de mayor transparencia en la gestión pública y, en fin, de un proceso continuado de modernización del Estado y de democratización de la vida nacional. Pero esta Constitución también ha…